POBLADO IBÉRICO COLL DEL MORO (GANDESA)

Situado en un punto estratégico, el poblado ibérico de Coll del Moro permitió a la tribu de los ilercavones controlar el extenso territorio donde confluyen las vías de comunicación naturales entre el Bajo Aragón y las tierras del interior. El recinto fue ocupado desde el siglo V hasta el I aC.

Es uno de los pocos yacimientos que permite la visita conjunta del poblado y de las zonas de necrópolis. El estudio de las tres zonas de enterramientos que se conservan han posibilitado ampliar los conocimientos en relación a los rituales y estructuras funerarias de época ibérica.

Forma parte de la Ruta de los Iberos del Museu d’Arqueologia de Catalunya.